Orar es establecer una relación personal con Dios, dejarse amar por él y responder a su amor. Rezar es pasar tiempo con el Señor, en un encuentro con él, escucharlo y hablarle. La oración que está de acuerdo con la voluntad de Dios puede permitirnos obtener la iluminación y los consejos de Dios. Rezar antes de dormir nos permite confiar a Dios nuestras dudas, ansiedades y así irnos a la cama con el corazón más ligero.

oraciones por la noche

Por qué rezar por la noche?

Rezar por la noche, antes de ir a la cama, es la forma más hermosa para nosotros los cristianos de terminar nuestro día. Durante esta oración vespertina, podemos tomarnos un tiempo para reflexionar sobre nuestro día a la luz del Espíritu Santo:

– Para dar gracias a Dios por los buenos tiempos, las hermosas reuniones y las buenas discusiones

– Pedir perdón por nuestros pecados, nuestros arrebatos, y todas las veces que no hicimos el bien que nos hubiera gustado hacer.

– Confiar nuestra noche y las intenciones de oración que llevamos para nosotros y nuestros seres queridos

Cómo rezar por la noche ?

Podemos hacer nuestra oración de la noche a cualquier hora, antes de dormir o antes de la hora de dormir de los niños si queremos rezar en familia. El contenido de la oración también es libre. Algunas personas prefieren orar espontáneamente, y otros prefieren basarse en las oraciones existentes: es más fácil inspirarse y nutrirse en la propia oración.

Hemos seleccionado aquí un ejemplo de una breve oración vespertina que podemos recitar, acompañada de un Padre Nuestro y un Ave María.

Dios, a tí acudimos confiados,

dejamos toda preocupación y dificultad

en tus manos de amor

porque tienes cuidado de nosotros,

sabemos que quieres lo mejor

para nosotros y nos ayudas.

Señor, danos una noche

a la sombra de tus alas

bajo tu abrigo que nos reconforta.

En paz me acuesto y duermo

porque sólo tú, Señor,

me haces vivir confiado.

Gracias Dios por tu luz

en medio de la noche,

por estar con nosotros

y bendecirnos con tu paz.

Amén.

Una oración de la noche para todos

Hay muchas oraciones vespertinas adaptadas a cada necesidad y sensibilidad espiritual.

Oración de la noche del papa Francisco

No te duermas sin orar. En la comunión con Dios está el verdadero descanso. Así como nuestro primer pensamiento del día debe ser para Dios, también debe serlo el último.

Señor, por la luz y las sombras de este día, por los momentos interiores de amanecer y de atardecer, por las huellas de bondad y amor. ¡Gracias!

Antes de dormir, una oración… ¿Me acompañas, rezamos juntos? Por favor, sígueme recitando la oración, en la imagen adjunta. Unidos en la oración.

Amén.

Oración de la noche del sacerdote Antonio Jiménez 

Cristo, Señor de la noche,
que disipas las tinieblas:
mientras los cuerpos reposan,
se tú nuestro centinela.

Después de tanta fatiga,
después de tanta dureza,
acógenos en tus brazos
y danos noche serena.

Si nuestros ojos se duermen,
que el alma esté siempre en vela;
en paz cierra nuestros párpados
para que cesen las penas.

Y que al despuntar el alba,
otra vez con fuerzas nuevas,
te demos gracias, oh Cristo,
por la vida que comienza.

Amén.

Oración de la noche para rezar en familia

Dios, tú eres quien nos da asilo,
quien nos mantiene a salvo y refugiado.
Líbranos de juegos sucios, trampas y enfermedades.
En nuestras horas de descanso nocturnas,
sé nuestro escudo y espada defensora.
Te pido que envíes tus ángeles por nuestra protección,
que tu paz renueve nuestra paz.

La noche de hoy, descansamos como una familia fiel a tu testimonio,
tú eres el sempiterno Dios todopoderoso,
el que todo lo puede, en donde nos acobijamos en las noches frías,
para ti y tu fuerza divina nada es imposible,
todas las complicaciones y angustias
las posamos en ti y tu presencia,
te pedimos que nos mantengas vigilados para siempre mantenernos seguros con tu amor.

De tal manera como un ave cuida sus pajaritos,
nos arropamos bajo tu manto,
allí nos sentimos seguros de toda maldad existente.
Dios misericordioso, te pido que, con tu amor y bondad renueves nuestros cuerpos,
que durmamos placenteramente y con salud rebosante,
para despertar con las energías renovadas
porque es un día para servirte y alabarte,
que seamos ejemplo de ti, de tu testimonio,
un día más para hacer el bien,
y para completar alegremente nuestra jornada de trabajo.
En el nombre de Cristo Jesús.

Amén.

Oración de la noche a la Virgen María

Cuando vence la luna al sol
y, la noche invita a la calma
nuestro cansancio se pone en tus manos MARíA
Cuando el descanso nos lleva a la reflexión
y la oscuridad a la quietud de la noche
todo ello, lo dejamos bajo tu rostro: MARÍA.

Cuando cerramos las puertas
y atrás quedan luchas y fatigas
decepciones y sufrimientos
buscamos en el silencio a una figura: eres tu MARÍA.

Cuando hemos caminado sin obtener demasiado fruto
y las luchas nos han dejado extenuados
buscamos la fuerza de Dios, con alguien que vive a su lado: MARÍA.

Cuando pensamos que todo ha acabado
que todos los días son iguales
y que no merecen la pena ser vividos
buscamos un reconstituyente de esperanza:
tu eres MARÍA.

Déjanos, Madre y Virgen,
antes de caer en el dulce sueño
poner en tus manos lo que, en esta mañana,
quisimos fuera sincera realidad:

Si no estuvimos a la altura….perdón, Señor
Si olvidamos tu presencia….perdón, Señor
Si no crecimos en honestidad….perdón, Señor
Si, la fe y la esperanza, no las cuidamos….perdón, Señor.

María, mientras dormimos
te pedimos que veles nuestro sueño
que inclines tu rostro de Madre sobre nosotros tus hijos
y que, mañana cuando despertemos,
Dios nos dé otra oportunidad para seguir siendo amigos de Jesús.

Amén

Oración de la noche para pedir protección

Padre amado, te doy gracias
por estar siempre a mi lado,
te suplico, perdones mis pecados y mi ingratitud,
al creer que estoy sólo(a) , cuando realmente soy yo
quien se aleja de ti, ¡perdóname señor,
porque te ofendo!

Padre celestial, gracias te doy por este dia,
y ahora que me dispongo a dormir, te pido mi Dios,
protejas mi casa y mi familia,
me concedas un sueño placentero y reparador
que me permita renovar mis fuerzas, asi como también
renovar un espíritu íntegro en mi proceder.

Padre santo, mi alma te alaba
te ruego señor, envíes a tus ángeles
para que nos den su compañía y protección
irradiando su luz entre las tinieblas de la noche
Así lo creo y así lo declaro, porque tu eres mi Dios,
mi amparo, mi roca, mi salvación .

Padre mío, en ti confío
y ahora en paz me voy a acostar,
sereno y tranquilo(a) he de descansar,
porque en tus manos, ¡mejor no he de estar!
Así lo creo, así lo profeso,¡oh mi señor!

Amén.

Quieres saber más sobre las fiestas cristianas y católicas ?

Consulta nuestros artículos sobre los eventos del calendario litúrgico

  • bautismo jesus senor
    Bautismo del Señor

Consulta nuestros artículos sobre Semana Santa

  • vigilia pascual mexico
    Descubre el origen y las ceremonias de la vigilia de Pascua
0 0 vote
Article Rating
Subscribe
Notify of
guest
0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments